¿Qué es nuestra vida más que un breve día, apenas sale el sol cuando se pierde en las tinieblas de la noche fría? ¿Qué más que el heno, a la mañana verde, seco a la tarde?.
Fragmento de EPÍSTOLA MORAL A FABIO
de Andrés Fernández de Andrada *

*Pocas veces en la historia de la literatura nos hallamos ante tan extraña combinación entre obra y autoría. La Epístola moral a Fabio es una composición poética magistral (pieza obligada de antología) hija de un poeta del que apenas tenemos noticias.
Juan José López de Sedano en su Parnaso Español publicó por primera vez la composición llamada Epístola moral a Fabio, que atribuyó a Bartolomé Leonardo de Argensola. Uno de los manuscritos en que se conserva la Epístola, y que la atribuía también al citado poeta, lleva una nota marginal en la que se afirma con el testimonio del propio Bartolomé, que la composición no es de éste, y el anónimo informante asegura entonces por su cuenta que su autor es don Francisco Medrano. El padre Estala, que siguió primeramente la opinión de Sedano, atribuyó después la Epístola a Francisco de Rioja (Poesías inéditas de Francisco de Rioja y otros poetas andaluces, 1797), atribución que hizo fortuna y que todavía hay quien repite. Finalmente, el erudito andaluz don Adolfo de Castro en un trabajo publicado en Cádiz en 1875 – La Epístola Moral a Fabio no es de Rioja. Descubrimiento del autor verdadero- demostró que ésta era del capitán Andrés Fernández de Andrada, afirmación que Menéndez Pelayo en Las cien mejores poesías líricas de la lengua castellana acogió con reservas. En nuestros días Dámaso Alonso ha demostrado con irrebatibles razones que fue, en efecto, Fernández de Andrada el autor de la Epístola moral.

Tomado de: http://www.liceus.com/cgi-bin/ac/pu/Francisco_Arias_Andrada.asp


Comentarios

Entradas populares