Buscar este blog

viernes, 21 de agosto de 2009

SUEÑOS PARA NO SUICIDARSE IV

Ella es un río contenido, cuyo cauce es aprisionado en una gran e inevitable presa, dolorosa, autoritaria, irremediable.
¿Dónde están las nubes que hagan posible la magia de la transformación?
Volar hasta los campos de él, regarlo, volverse árbol con él, paisaje, montaña.

2 comentarios:

  1. frente a la naturaleza (río) no hay obra humana (presa) que funcione (sólo un tiempo, tal vez)

    Las nubes una y otra vez se forman, incansablemente se descargan, el agua llama al agua... todo llega

    Un abrazo,amiga

    ResponderEliminar
  2. Gracias amiga.

    Es triste ser agua y no encontrar el camino para fluir.

    Ser río y temer seguir el cauce anhelado.

    Va otro abrazo para tí.

    ResponderEliminar

Plegaria

Ave María

Cuida al alma en su andar/

aleja la incertidumbre omnipresente/

bendice la sangre sin derramar/

fortalece al guardián,/

que la vida no cese/

la fe no desfallezca/

y la justicia no se extinga,/

del presente amordazado/

y la esperanza mutilada/

Santa Madre ampáranos./

Amén./



STM